Escalada verde.

Publicado: 12/01/2013 en NBA ( @JorgeRubert )
Etiquetas:, ,

celtics-2013

Un artículo de @JorgeRubert

Como todas las temporadas, siempre en los últimos año, se produce una clara evolución en el juego de los Celtics. Suelen comenzar, debido a la falta de rodaje, o tal vez sea el estilo que Doc Rivers impone a la plantilla, con una serie de partidos en los cuales se produce un mal juego por parte de los verdes, ya sea ganando o perdiendo. Pero esta temporada este inicio se ha intensificado, llegando a promediarse uno de los peores principios de temporada que se recuerda de la franquicia más histórica de la liga, dejando actualmente a Boston con un 18-17.

El arranque en sí no fue excesivamente malo, a pesar del duro calendario, se ganaron partidos importantes, contra los Thunder, Bucks, Bulls, Nets, etc. Pero más tarde se produjo la debacle en cuanto a juego de los Celtics, encadenando una racha en diciembre, en la cual ganaron únicamente 5 de 14 partidos, creando especulaciones en las que prácticamente se eliminaba a Boston de Playoffs si se continuaba en esa línea, en gran parte también por el mayúsculo inicio de temporada de los Sixers, situando a los de Doc, en el noveno puesto del Este.

Todo esto se estaba produciendo a pesar de una de las mejores temporadas como Celtic de Kevin Garnett, un gran inicio de Rondo–a punto de alcanzar el récord de Magic de más partidos consecutivos repartiendo 10 o más asistencias, dejándolo en 37, empatado con Stockton–y un comienzo irregular de Pierce, salvando en una gran número de partidos a los verdes de un arranque paupérrimo. Jason Terry aún no ha encontrado su nivel, está ausente y falto de confianza, fallón, pero recordando al ‘Jet’ del anillo en Dallas en cuanto a motivación y la pasión que pone en la cancha, algo que puede ser fundamental en un futuro.

Pero el auge de resultados–que durante temporadas anteriores se puede situar en torno al mes de febrero, coincidiendo con el final del All-Star Game y el comienzo de la segunda parte de la liga–este año se ha colocado mucho antes del inicio siquiera del año nuevo, encadenando cuatro partidos consecutivos con victoria, a la espera de cuatro de los próximos seis partidos, contra rivales en teoría asequibles para el equipo, NOLA, Bobcats, Cavs y Pistons. Y pudiendo así dejar atrás a Philadelphia en la batalla por el octavo puesto, y acercarse a Milwaukee, Brooklyn y Chicago, afectados por la lesión de Rose, pero manteniéndose en buenas posiciones.

Analizando esta mejora del juego se puede observar, que procede principalmente de la defensa, y que permite a los Celtics ganar los partidos cerca de los 80 puntos, algo insólito para otros equipos de la liga. Esto está en gran parte originado por la vuelta de Avery Bradley, que ha tardado un sólo partido en volver a ser el del año pasado, capaz de relegar al banco al mejor tirador de la historia de la NBA. Acompañando a esto de unos recientes recitales ofensivos de Pierce, Boston se encuentra actualmente a gran nivel. Todo esto con la esporádica aportación de una segunda unidad, falta del desparpajo necesario en un grupo de jugadores jóvenes, Lee, Green y Sullinger deben dar ese paso adelante que requieren los de Massachussets.

Parece que si se continúa así, el inicio de esta temporada puede quedar en una mera anécdota, no tachando así otra buena temporada que aún pueden cuajar los Celtics. De momento, parece que se despeja el cielo de la costa verde.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s